Basta de visitar una clínica dental únicamente cuando el dolor es extremadamente agobiante e insoportable, te daré a continuación 13 razones a las cuales debes estar alerta y que son señales urgentes de que tu boca está pidiendo ayuda profesional.

Si sabes que padeces al menos uno de los siguientes signos o síntomas ¡no dudes más! y visita una clínica odontológica lo antes posible.

1. Dientes móviles o flojos

No es normal que un diente tenga movilidad, se trata de una cuestión patológica, esto suele ocurrir por la pérdida de hueso, o por algún golpe en la pieza dental,  incluso por destapar o abrir botellas u otros objetos con la boca; si tienes este problema con algún diente, debes  visitar a tu odontólogo lo antes posible para averiguar el motivo de ese movimiento dental.

2. Sangrado de encías

Si te cepillas los dientes y escupes la pasta dental color rojo, o cuando te levantas sientes sabor a sangre en la boca, es un indicador que puedes estar padeciendo de gingivitis o periodontitis, ambas enfermedades afectarán a los tejidos de soporte de los dientes, ya sea porque estas bajo algún tipo de medicación o por la falta de una buena técnica de cepillado, es momento que tomes las medidas respectivas y consultes a tu odontólogo.

3. Heridas

Si notaste que tienes alguna parte de la encía, los labios, la lengua o mejillas con una herida la cual parece no curarse, y por el contrario permanece durante mucho tiempo, o tiene un aspecto de una llaga, o sangra constantemente, podría tratarse de un problema serio y justamente por eso debes prestarle la atención debida visitando la clínica odontológica.

4. Acumulación de sarro o cálculo dental

El conocido sarro se produce cuando restos alimenticios quedan atrapados entre los dientes y al pasar el tiempo se solidifican creando una masa o placa difícil de remover si no se cuenta con los instrumentos correctos o la destreza manual, sin embargo existe un procedimiento llamado detartraje, que es realizado en las clínicas dentales, visita la que más cerca te quede.

5. Malformaciones

¡Atención aquí! Si en tu boca comienzas a notar que aparece una lesión y que no puedes explicar su origen, no tardes en visitar al profesional ya que incluso podría tratarse de tumores o lesiones cancerígenas, las cuales pueden ser tratadas a tiempo si te practicas el diagnostico correspondiente.

6. Desgaste dental

Si en tus piezas dentales observas áreas socavadas o profundizadas, que al tener contacto con alimentos frios, o calientes producen sensaciones desagradables, o dolor, debes buscar la ayuda del clínico dental, pues aun cuando no se trate de caries dental, los desgastes se deben a fuerzas excesivas en las piezas como en casos de bruxismo o rechinamiento, incluso por restauraciones demasiado altas o sobreobturadas en los dientes con los opuestos, y debe de realizarse el tratamiento según se descubra cuál es su causa.

7. Mal aliento o halitosis

Uno de los problemas más comunes es el mal olor bucal, sin embargo no siempre se debe a los alimentos que comemos, pues hay pacientes que incluso después del cepillado y del enjuague oral, no pueden evitar dicho mal olor, en ocasiones se trata de grandes infecciones no tratadas o de necrosis de alguno de los tejidos de la cavidad oral, lo mejor es que si padecemos de este problemas, perdamos la pena y vayamos a una consulta profesional.

8. Inflamación

Una inflamación en la boca es una seria señal, puede ser generalizada o localizada en algún sector, incluso si puedes palpar algún área voluminosa cerca de los dientes o lengua, o la misma supura algún exudado, no pierdas tiempo con remedios caseros, atiéndase por una clínica dental profesional.

9. Fractura de dientes

Este es un problema muy grave que mucha gente deja pasar, no puedes, simplemente no puedes dejar pasar una fractura de un diente, es considerada una emergencia y debe ser tratada como la misma, y para eso estamos los odontólogos.

10. Obturaciones o restauraciones en mal estado

Si tus restauraciones dentales han cambiado el color de tu diente, si notas que el diente en cuestión presenta dolor, si sientes que la obturación tiene un filo o se queda atrapada la comida, si no puedes asear el área con el hilo dental, si se ha caído el material de relleno, o ya están muy desgastadas es momento de cambiarlas por algo más estético y funcional.

11. Tratamientos a medias

Por mala cultura, cierto número de pacientes que visitan al odontólogo no terminan por completo sus tratamientos, suele deberse a que las molestias que los han llevado a la clínica desaparecen, pero al no dar fin a sus tratamientos los mismos fracasan, desencadenando una reinfección, o inflamación, incluso fracturas o perdida de dientes, lo mejor es no arriesgarse y terminar todos tus tratamientos dentales.

12. Reacciones alérgicas

Los materiales que se usan en la práctica odontológica no deben dejar secuelas, en especial los materiales de las prótesis, si sientes que tu boca está reaccionando mal a estos materiales, llama a tu odontólogo u odontóloga y concreta una cita lo más pronto posible.

13. Dientes negros

Cuando cualquier tejido del cuerpo expresa una coloración negra, es un signo de necrosis, debido a la conjunción de diversos factores, por lo cual debe ser tratado de forma urgente, ya  sea que presente o no presente dolor, es muy importante que te presentes a recibir tratamiento.

Y hasta aquí esta lista de razones para visitar hoy mismo a la clínica dental, espero que sea de mucha ayuda para ti, no olvides compartir esta información con quien tu sabes que la necesita. 🙂